Ir al contenido principal

Castillo de Naipes

Es interesantísimo el abordaje de la política que realiza Netflix en Houlse of Cards.
Debo reconocer que tardé mucho en verla. Cada vez que veía los primeros minutos y prejuzgaba una aparente sobreactuación y sobredimensión de la cuestión política que me molestaba.
Pero finalmente, luego de escuchar grandes eloguos de gente que respeto mucho decidí vencer mis prevenciones y ver al menos uno o dos capítulos como para fornarme un juicio. Ví las dos temporadas enteras.
Me parecieron muy bien elegidos los personajes y las tramas, al menos en los primeros capítulos, porque después defecciona en algo demasiado policial. Y, si bien la política puede tener un condimento tribunalicio, no es lo que la determina.
Me encantó que, entre los principales protagonistas, tenga a un periodista que.es su jefe de gabinete, a un jefe de prensa, a un lobbyista, a periodistas, legisladores y ministros, pero centrado en la actividad parlamentaria. La política entendida a la americana: washingtoniana, elegante y cruda pero sutil y respetuosa de las instituciones.
Un elogio más tiene que ver el vertiginoso ritmo del poder político; una crítica, que sus personajes -aún cuando se expresan como idealistas- suelen ceder al cinismo, la hipocresía y la codicia. Pueden ser elementos habituales en la práctica del poder, pero no excluyentes.+

Comentarios