martes, 26 de febrero de 2013

Pedace despide a Blanco

Lindas líneas de Gustavo Pedace para despedir a Lorenzo Blanco. Las transcribo porque es siempre un gusto y un aporte intelectual leer a este buen amigo.


Lorenzo Blanco era un caballero silencioso.
 
Quizás porque pensaba que su tiempo ya había pasado o quizás porque quería escuchar a los más jóvenes, su voz pausada, amistosa, se imponía en esos momentos en los cuales -no importa cuál fuera el ámbito- se armaba el fogón para escuchar lo que tenía para contar.
 
Admirado por varias camadas de estudiantes que seguían sus textos y su biografia, 3 veces Presidente de la AARP y Vicepresidente del Consejo Profesional allá por fines de los '90... pero lo más importante para nosotros es que, ante todo, fue siempre un amigo del Consejo, un verdadero consejero.
 
Siempre me llamó la atencion cómo, en epocas de velocidades, de ritmo, de produccion vertiginosa de nuevos profesionales, él estuviera presente cada vez. 
 
En cada convocatoria que hacemos en el Consejo hay 5, 10 exponentes "de los comienzos" que se acercan, que se mezclan entre los chicos; y comparten y cuentan y nos dicen las cosas que les gustan y las que no. Siempre me tomo el tiempo de escuchar sus palabras de aliento y de conocer sus enriquecedoras miradas. Ojalá no perdamos nunca esa costumbre y siempre tengan ganas de venir.
 
Con Lorenzo se van unas páginas de nuestra historia como profesión, que solo él conocia. Nos quedan para siempre esos momentos en los que la tranquilidad de su voz obligaba a la pausa y a escuchar sin apuros.
 
Sé que nos dimos cuenta a tiempo y que no dejamos de reconocerlo en vida por ser uno de quienes nos abrieron el camino. Nunca es suficiente, y esa es siempre una deuda. En el Consejo siempre serás un nombre y una referencia obligada.
 
 
Por Gustavo Pedace, Presidente del Consejo Profesional de Relaciones Públicas de la República Argentina.

No hay comentarios: